Situación del juego online en Latinoamérica

Mientras que Europa se han dado pasos de gigantes en la última década para regular el sector del juego online, muchas regiones del mundo siguen sin un marco legal sólido para frenar el juego ilegal. Hasta hace poco tiempo, era el caso de casi todos los países del continente Latinoamericano pero las cosas están cambiado.

Es cierto que estamos ante una situación muy heterogénea según los mercados considerados (países dotados de un marco regulatorio estable vs. países sin legislación del juego online y donde permanecen “áreas grises” vs. países donde el juego online está prohibido) pero el proceso de regulación del juego en línea en LATAM es un proceso irreversible.

Para entender la importancia de la legalización de esta industria y los retos a los que se enfrentan los actores del sector, hay que recordar que este negocio maneja cifras millonarias. Con más de 620 millones de habitantes, el continente Latinoamericano es un mercado con muchísimo potencial.

Debido a la falta de regulación y control, no existen informes oficiales sobre el sector del juego online en LATAM. Aun así, estimamos que el número de usuarios únicos activos anual podría alcanzar el 3% de la población total, es decir más de 18 millones de jugadores potenciales.

Las cantidades jugadas cada año podrían llegar a miles de millones de dólares. Por supuesto, esto significa muchísimo dinero para los operadores online pero también para los gobiernos mediante la tributación de estas actividades. 

El hecho de dotarse de un marco legal implica también poner en marcha ciertas medidas como por ejemplo vigilar el blanqueo de dinero, controlar el fraude y las actividades ilegales, luchar contra la ludopatía, tomar medidas para proteger a los usuarios más vulnerables o garantizar la seguridad de los jugadores en Internet.

La cuestión de la regulación de la industria del juego abarca muchos temas y va más allá de la entrega de permisos para operar online. Por esa razón, las autoridades reguladoras de la región se reúnen varias veces al año con el fin de compartir experiencias y coordinar sus acciones.

En los próximos meses, se celebrarán nuevamente la Cumbre Iberoamericana del Juego, la Feria Americana de Juegos de Azar, el Brazilian Gaming Congress, el SAGSE Latin America, el Perú Gaming Show… Durante estos eventos, se cuece el futuro del sector del juego en Latinoamérica. 

Situación del juego online en México

En México, las apuestas online y los juegos por Internet se encuentran en una situación singular: están autorizados pero no regulados. Significa que se puede apostar en línea legalmente aunque el marco regulatorio no está validado aun. Esto se debe al bloqueo de la nueva Ley Federal de Juegos con Apuestas y Sorteos, adoptada en 2014 por la Cámara de los Diputados pero a la espera de que se discuta en el Senado. 

Actualmente, la ley en vigor en México sigue siendo la Ley de Juego de 1947. Aunque haya sufrido cambios en 2004 con el fin de autorizar el juego en línea, faltan reglas, directrices y herramientas que permiten controlar el sector de manera eficaz. 

A pesar de esta situación ambivalente, varios operadores en línea lograron un permiso de la Secretaria de Gobernación (SEGOB), actual entidad reguladora. Los apostantes mexicanos pueden jugar legalmente en estas páginas webs. Por otra parte, las casas de apuestas extranjeras (con licencia de otros organismos de regulación) siguen operando en el país, sin que esto sea considerado ilegal de momento. 

Situación del juego online en Colombia

Colombia es el primer país de Latinoamérica que dispone de un verdadero marco regulatorio de los juegos en línea. El organismo de regulación colombiano se llama COLJUEGOS. Creado en 2012, la misión de esta entidad es gestionar y regular la industria de los juegos de azar, tanto offline como online. Interviene en todo tipo de juegos: apuestas deportivas, bingos, casinos, rifas nacionales, Súper Astro Millonario, Baloto y Baloto Revancha. 

En 2016, COLJUEGOS inició el proceso de regulación del juego en línea. Hoy en día, se puede jugar legalmente en Colombia en varios sitios webs que han obtenido el permiso de este órgano regulador. Todos los sitios legales operan bajo la extensión de dominio .com.co o .co y deben incluir el sello "Autoriza Coljuegos” en el pie de página.  

Para conseguir un permiso, los operadores nacionales o extranjeros deben cumplir con ciertos requisitos técnicos y dar garantías a nivel financiero y jurídico. En la actualidad, pocas empresas han conseguido entrar en el mercado colombiano (concretamente, un total de cinco operadores en 2018) pero se espera que el sector crezca rápidamente en los próximos meses. 

Situación del juego online en Perú

Perú podría convertirse en el segundo país de Latinoamérica en regular las actividades de apuestas en línea y los juegos de azar por Internet. El país andino ya dispone de un marco legal para los juegos de azar offline, también llamados juegos localizados. Se espera que la ley de regulación del juego online sea aprobada en breve. 

En noviembre 2018, se presentó un proyecto de ley en el que se exige la obtención de una licencia de juego para operar legalmente en el país y el pago de una tributación mensual. El organismo regulador peruano será la Dirección General de Juegos de Casino y Máquinas

Tragamonedas del MINCETUR (Ministerio de Comercio Exterior y Turismo).

De aprobarse esta ley, el gobierno peruano bloqueará las páginas webs ilegales, es decir, los sitios sin permiso para operar legalmente. Mientras tanto, los apostantes peruanos pueden seguir jugando en línea en la mayoría de las casas de apuestas, siempre y cuando dispongan de una licencia otorgada por otro país.

Situación del juego online en Chile

La situación del juego en línea en Chile es un tanto complicada ya que no existe ninguna ley que autorice o prohíba estas actividades. El organismo chileno de control de los casinos, la Superintendencia de Casinos y Juegos, dice que no está permitido jugar a juegos de azar fuera de un establecimiento físico pero realmente no existe ningún marco legal que lo especifique claramente. 

Por lo tanto, los jugadores chilenos se encuentran ante un mercado “gris”. Pueden apostar online sin ser sancionados aunque el juego en línea no es legal en su país.

Situación del juego online en Brasil

La situación política y económica del país en los últimos años no ayudó a que se pudiera trabajar en la regulación del juego por Internet. Aun así, los actores del sector están asistiendo a un cambio radical de las políticas del gobierno en materia de juego y Brasil está a punto de convertirse en uno de los mercados regulados más grandes del mundo.   

Con la aprobación de la “Medida Provisoria 846” en diciembre de 2018, el país ha dado su primer paso hacia la legalización de la industria del juego. Obviamente, queda mucho trabajo por hacer y solo estamos al inicio de un largo proceso que implica concretar cómo se repartirá el dinero recaudado y definir leyes para enfrentarse a los nuevos retos del sector: quién será el órgano regulador, cuáles serán los criterios a respetar para conseguir un permiso, cómo se controlará y sancionará las actividades ilegales, cuáles serán las reglas en materia de publicidad y marketing… 

El gobierno brasileño se ha dado un plazo máximo de 4 años a contar de enero 2019 para crear un entorno regulado y permitir a sus ciudadanos jugar legalmente. Por ahora, las apuestas deportivas en línea, el casino online y el póker en vivo están en una situación de alegalidad, es decir ni regulado ni prohibido.  

Situación del juego online en Argentina

En Argentina, el proceso de regulación del juego por Internet es complejo porque se realiza provincia por provincia. Es decir que cada jurisdicción aplica sus propias normas, otorga licencias (cuando se decide abrir el mercado a empresas privadas) y define una tasa impositiva. 

Actualmente, nueve provincias autorizan alguna modalidad de juego en línea: Misiones, Tucumán, Chaco, Río Negro, Entre Ríos, Neuquén, San Luis y desde 2019, Ciudad de Buenos Aires y Provincia de Buenos Aires. 

Frente al juego ilegal, las provincias no actúan todas por igual. Algunas optan por denunciar penalmente a los sitios ilegales, como lo hizo la provincia de Entre Ríos a finales de 2018, y otras cierran los ojos. 
 

Valoranos / Promedio

4.727275
Promedio: 4.7 (11 votos)