Apuestas Fútbol: La contracara del margen del error humano

Ya nos hemos referido en artículos anteriores en Webapuestas sobre la esencia del error humano en el fútbol, pero esta vez nos referiremos a un error humano pero que repercute hasta el cansancio desde Argentina.

Esa esencia del error marcó un momento legal en Argentina hace diez días y sin descanso, los dirigentes de Huracán buscan amparo sin descanso hasta en los lugares más recónditos del reglamento para corregirlo.

Estos dirigentes realizaron su fuerte apuesta solicitando a la Asociación del Fútbol Argentino la anulación del partido de la última fecha frente a Vélez y su entonces coronación como campeones. ¿Por qué?

Repasando lo sucedido en el polémico encuentro donde se definió el campeón, Gabriel Brazenas, el árbitro, convalidó el gol de Vélez a cinco munitos del final cuando en realidad hubo una falta previa sobre el portero Monzón lo que derivó en el posterior tanto de Maxi Moralez. A su vez, había anulado a los 8 minutos de juego un cabezazo de Eduardo Domínguez de Huracán que terminó en gol cuando en realidad estaba perfectamente habilitado, además de faltas menores que no incidieron directamente en el resultado pero sí en el manejo del encuentro.

Es decir, hablábamos en el artículo citado sobre la esencia del error pero ¿puede tolerarse cierto margen cuando en realidad, los errores son aceptados por el colegiados y hay nada más ni nada menos que un campeonato en juego? ¿Hasta qué punto hay que respetar a rajatabla el reglamento? Sí, para este tipo de casos, debería actuar algún Tribunal, ya que existen tantos, para redefinir situaciones.

Se discuten tantas acciones en el fútbol, se habla de la ética en tantos fichajes en el fútbol, se habla de Fair Play y se incita a cumplirlo pero en este tipo de situaciones, un error humano que nadó en contra de todos los preceptos éticos y morales, no tiene un tribunal ni una simple figura magistrada para que lo designe como inválido o no.  

Es muy difícil, casi imposible, claro está, poder rever la definición y por ende, anularle el campeonato a Vélez Sársfield, pero la realidad indica que el campeón moral es, fue y será Huracán. porque lo demostró durante 19 fechas y todo el pueblo futbolístico argentino lo reconoce como tal.

Hoy, mientras la dirigencia de Huracán, con abogados por medio, cuando el pueblo de Huracán realizó una protesta frente a la Asociación del Fútbol Argentino pidiendo la destitución de Gabriel Brazenas como árbitro, Vélez Sársfield es el campeón, justo o no, pero así lo indican las estadísticas.