Apuestas Caballos: Tipos de apuestas de caballos

Diferentes formas de apostar en las carreras de caballos

Las apuestas de carreras de caballos son un mercado con mucha tradición en las apuestas deportivas. En los hipódromos del mundo entero desde hace largo tiempo se apuesta a las carreras que forman la cartilla diaria. En países como Reino Unido, en el que las apuestas deportivas llevan funcionando desde hace años, apostar a caballos in situ en los hipódromos o a través de Internet es algo que está muy arraigado. En casas de apuestas como Betfair las carreras de caballos británicas mueven unos montos de dinero realmente altos, con cerca de 1 millón de euros igualados en cada carrera (y hay unas 15-20 al día…).

La apuesta más típica en las carreras de caballos es apostar al ganador de una determinada carrera. Normalmente suele haber un elevado número de participantes, lo que redunda en que en muchas ocasiones las cuotas que nos encontramos sean muy elevadas.

Otra apuesta clásica es apostar a colocado (placed) lo que quiere decir que apostamos a que el caballo quedará entre los primeros lugares de la carrera. En función del tipo de carrera que sea, nos valdrá con que el caballo quede en los 2, 3 o 4 primeros puestos. Algunas casas de apuestas permiten apostar solamente a colocado, mientras que en otras solo podemos apostar a ganador y colocado juntos (G/C o Each Way).

Una apuesta que se suele hacer en los hipódromos convencionales y que también se permite en algunas casas de apuestas es apostar a los caballos que quedarán en las dos primeras posiciones. Dada la gran dificultad para acertar esta apuesta las cuotas resultantes serán muy elevadas, especialmente si alguna de nuestras selecciones no es la favorita a la victoria.

El trading en carreras de caballos es un tipo de apuesta que está muy de moda. Las cuotas de los caballos se mueven mucho antes y durante la carrera por lo que teniendo en cuenta que hay mucho dinero metido en cada carrera, es un mercado ideal para el trading.