Cuota mal puesta/error

En ocasiones las casas cometen errores involuntarios al marcar las cuotas que suelen subsanar rápidamente y tras los que normalmente se aprovechan de la letra pequeña para desactivar a los apostantes más rápidos que habiéndose dado cuenta del fallo intentan aprovecharse.

Sin embargo, lo interesante y el aspecto en el que un apostante debería centrar su actividad para tener éxito es sacar partido de los errores voluntarios que se producen cuando la propia casa tiene menos información que él y coloca una cuota que a priori es demasiado elevada. Del mismo modo debería huirse de las que son demasiado bajas.