Estrategias para apostar en los partidos de fútbol

Las estrategias para hacer apuestas deportivas nos ayudan a trazar planes para hacer pronósticos en ciertos momentos o a determinados mercados que pueden ser beneficiosos si los empleamos correctamente.

Evidentemente, el fútbol es uno de los deportes que más apuestas genera en todas las competiciones que nos ofrece, por ello, también existen estrategias distintas a las que hacer nuestras apuestas.

En este artículo te presentamos cinco estrategias que pueden ayudarte a la hora de decidir qué es lo que más te conviene apostar en cada momento.

Una de las estrategias para hacer apuestas de fútbol que más éxito puede traernos es la estrategia del ‘Empate al descanso’.

Esta estrategia, básicamente, consiste en apostar a que el resultado del partido en el descanso será de empate, es decir, que la primera parte terminará en tablas.

Esta estrategia es especialmente recomendable en caso de que los equipos que estén disputando el partido sean de un nivel parejo, por lo que se entiende, que el partido no será fácil para ninguno de ellos y de ahí las posibilidades de acertar a la X en los primeros 45 minutos.

También podría aplicarse en caso de que se enfrenten dos equipos desnivelados, ya que, normalmente, el equipo que sabe que es superior no va a presionar desde el primer momento para marcar y, sin embargo, el considerado inferior tratará, por todos los medios, de anotar en los primeros instantes del partido.

Además, también recomendamos esta estrategia en caso de que el equipo local comience perdiendo en los quince primeros minutos del partido, porque el hecho de disputar el encuentro en casa hace que los locales traten de igualar el encuentro lo más pronto posible.

Otra estrategia muy usada para hacer apuestas de fútbol es la que envuelve apostar en mercados de número de goles, aunque en este caso nos referimos al mercado de ‘Más de 2.5 goles’.

Para emplear esta estrategia de forma correcta tendremos en cuenta que vayamos a usar este mercado en ligas en las que el aspecto defensivo no sea tan importante.

Si los equipos tienden a defender mucho y con contundencia, se sobreentiende que no se anotan muchos goles como normal, aunque evidentemente entendemos que las excepciones también existen.

Por ello, elegiremos ligas en las que se prime el juego de ataque y ofensivo porque dará más posibilidades de que se anoten varios goles en los encuentros y siempre con equipos que estén en la parte alta de la clasificación y que se estén jugando algún objetivo inmediato.

Una estrategia que puede resultar muy útil es de apostar en mercados de ‘Hándicap asiático’.

Esta es una estrategia que está ganando cada vez más popularidad en el fútbol y consiste en dar cierta ventaja o desventaja a alguno de los dos equipos en liza.

Normalmente se apuesta en negativo a los que equipos que, sobre el papel, son superiores y se da ventaja, es decir se apuesta en positivo, a aquellos que no van a tenerlo tan fácil para ganar un encuentro.

Si apostamos a un determinado equipo (-2) significa que este deberá vencer por una renta de más de dos goles para que acertemos el pronóstico. En este tipo de estrategia se suelen usar las apuestas de hándicap asiático de medio gol (-/+0.5 ó -/+1.5), de gol entero (-/+1, -/+2) y mixto (-/+0.25, -/+0.75).

Sin duda alguna, una de las estrategias más comunes para empezar a apostar en fútbol es la de hacer pronóstico a los goleadores de los encuentros.

Dentro de este tipo de apuestas, existen tres tipos de mercados, como son ‘Goleador en cualquier momento’, durante los 90 minutos que dura un partido, ‘Primer goleador del partido’ y ‘Último goleador del partido’.

Evidentemente para hacer apuestas de este calibre tendremos que conocer bien la liga a la que vamos a apostar y los equipos que vayan a jugar el partido, ya que en estos torneos a los jugadores que más anotan y que suelen tener cuotas bajas, se suman otros con gran índice de acierto, por ejemplo, como lanzadores de penaltis o a balón parado y que normalmente ven sus cuotas mejoradas.

Si vamos a usar esta estrategia tendremos que elegir el momento para seleccionar el mercado y para ello recabaremos información sobre los jugadores lesionados, el estado de forma de los mismos o si los equipos que van a enfrentarse suelen encajar muchos goles o son más defensivos.

La última estrategia para hacer apuestas de fútbol que vamos a comentar es la que tiene que ver con hacer pronósticos a la ‘Martingala al empate’.

Una buena razón para apostar en este mercado es el hecho de que la X suele contar con cuotas muy elevadas con respecto a las otras dos posibilidades.

Esta estrategia consiste en ir apostando en un partido para que ocurra estableciendo una misma cantidad de partida e ir doblando esa cantidad apostada en el caso de fallar.

Por ejemplo empezar con una cantidad baja al empate en un determinado equipo y si se falla el resultado doblar la apuesta para el siguiente partido que juegue este equipo y, si aún así, se sigue fallando, volver a doblar esta segunda cantidad para el siguiente partido del conjunto en cuestión.

En algún momento, la estrategia dará resultado porque los empates son muy frecuentes en las ligas de fútbol y hay equipos que suelen empatar más que otros, otro factor a tener en cuenta a la hora de usar esta estrategia.